Contra el Encierro
Presentación Recientes Por tema Importantes Testimonios vacuna Contacto

Nadie ha muerto por el coronavirus

Importantes revelaciones hechas por el Presidente de la Asociación Búlgara de Patología

por Rosemary Frei y Patrick Corbett
(Artículo traducido de la web inglesa Off-Guardian.)


Un patólogo europeo de gran prestigio informa que ni él ni sus colegas en Europa han encontrado ninguna evidencia de ninguna muerte que proceda del nuevo coronavirus en este continente.
El Dr. Stoian Alexov ha llamado a la Organización Mundial de la Salud (OMS) una "organización médica criminal" por crear un miedo mundial y un caos sin dar una prueba objetivamente verificable de una pandemia.

Otra revelación asombrosa del presidente de la Asociación Búlgara de Patología (ABP), Dr. Alexov, es la de que cree que es actualmente "imposible" crear una vacuna contra el virus.

También ha revelado que los patólogos europeos no han identificado ningún anticuerpo que sea específico para el SARS-CoV-2.

Estas sorprendentes declaraciones plantean importantes cuestiones, incluyendo las afirmaciones de los funcionarios y científicos sobre las muchas vacunas de las que tan precipitadamente se ocupan ensayos clínicos en todo el mundo.

También plantean dudas sobre la veracidad de las afirmaciones del descubrimiento de anticuerpos contra el nuevo coronavirus (que están empezando a utilizarse para tratar a los pacientes).

Los anticuerpos específicos contra el nuevo coronavirus son supuestamente la base de los costosos kits de prueba serológica que se utilizan en muchos países (algunos de los cuales han resultado ser inaceptablemente inexactos).

Y son supuestamente clave para los certificados de inmunidad codiciados por Bill Gates que están a punto de ser utilizados ampliamente -en la forma de COVI-PASS- en 15 países, incluyendo el Reino Unido, EE.UU. y Canadá.

El Dr. Alexov hizo sus asombrosas observaciones en una entrevista en vídeo que resume el consenso de los participantes en un seminario web de la Sociedad Europea de Patología (ESP) del 8 de mayo del 2020 sobre el COVID-19.

La entrevista en vídeo del 13 de mayo del Dr. Alexov la condujo el Dr. Stoycho Katsarov, presidente del Centro de Protección de los Derechos de los Ciudadanos en Sofía y antiguo viceministro de salud de Bulgaria. El video está en el sitio web de la ABP, que también destaca algunos de los principales puntos de vista del Dr. Alexov.

Le hemos pedido a un hablante nativo de búlgaro con formación científica que traduzca oralmente la entrevista del video al inglés. Después hemos trascrito esa traducción. El vídeo está aquí y la trascripción al inglés está aquí . La traducción al español de esa trascripción está en este enlace.

Entre las principales bombas que lanzó el Dr. Alexov está el hecho de que los conductores del seminario web de la ESP del 8 de mayo dijeron que no se han encontrado anticuerpos específicos de un nuevo coronavirus.

El cuerpo crea anticuerpos específicos para los patógenos que encuentra. Estos anticuerpos específicos se conocen como anticuerpos monoclonales y son una herramienta clave en patología. Para esto se usa la inmunohistoquímica, que implica marcar los anticuerpos con colores y luego cubrir las muestras de tejido de biopsia o autopsia con ellos. Después de dar tiempo a los anticuerpos para que se unan a los patógenos para los que son específicos, los patólogos pueden mirar los portas bajo el microscopio y ver los lugares específicos donde se encuentran los anticuerpos coloreados y, por lo tanto, los patógenos a los que se unen.

Por lo tanto, en ausencia de anticuerpos monoclonales contra el nuevo coronavirus, los patólogos no pueden verificar si el SARS-CoV-2 está presente en el cuerpo. Y tampoco si las enfermedades y muertes que se le atribuyen en realidad fueron causadas por el virus y no por otra cosa.

Sería fácil descartar al Dr. Alexov como otro "teórico de la cospiración". Después de todo, mucha gente cree que están en todas partes estos días, difundiendo peligrosa información falsa sobre el COVID-19 y otros temas.

Además, poco de lo que el Dr. Alexov alega que fue el consenso del seminario web del 8 de mayo está en las actas o las actividades públicamente visibles del mismo.

Pero téngase en cuenta que los denunciantes a menudo están solos porque la gran mayoría de la gente tiene miedo de hablar en público.

Además, el Dr. Alexov tiene un historial y una reputación intachables. Ha sido médico durante 30 años. Es presidente de la ABP, miembro de la Junta Consultiva de la ESP y jefe del departamento de histopatología del Hospital de Oncología de la capital búlgara, Sofía.

Además de eso, hay otro apoyo a lo que dice el Dr. Alexov: Por ejemplo, el director del Instituto de Medicina Forense del Centro Médico Universitario de Hamburgo-Eppendorf en Alemania dijo en entrevistas con los medios de comunicación que hay una sorprendente escasez de pruebas sólidas de la letalidad de COVID-19.

"El COVID-19 es una enfermedad mortal sólo en casos escepcionales, pero en la mayoría de los casos es una infección viral predominantemente inofensiva", dijo el Dr. Klaus Püschel a un periódico alemán en abril. Añadiendo en otra entrevista:

"En bastantes casos, también hemos encontrado que la actual infección del corona no tiene nada que ver con el resultado fatal, porque hay otras causas de muerte presentes, por ejemplo, una hemorragia cerebral o un ataque al corazón [...] [COVID-19 no es] una enfermedad viral particularmente peligrosa [...] Todas las especulaciones sobre muertes individuales que no han sido essaminadas por espertos sólo alimentan la ansiedad."

También, uno de nosotros (Rosemary) y otro periodista, Amory Devereux, documentaron en un artículo de Off-Guardian del 9 de Junio que el nuevo coronavirus no ha cumplido con los postulados de Koch.

Estos postulados son pasos científicos usados para probar si un virus essiste y tiene una relación de uno a uno con una enfermedad específica. Demostramos que hasta la fecha nadie ha probado que el SARS-CoV-2 cause una enfermedad concreta que coincida con las características de todas las personas que aparentemente murieron por el COVID-19. Tampoco se ha aislado el virus, reproducido y después demostrado que causa esta enfermedad concreta.

Además de esto, en un artículo de Off-Guardian del 27 de Junio, dos periodistas más, Torsten Engelbrecht y Konstantin Demeter, han añadido como evidencia que "la essistencia del SARS-CoV-2 RNA está basada en fe, no en hechos." También confirmaron que "no hay pruebas científicas de que esas secuencias de ARN [que se considera que coinciden con las del nuevo coronavirus] sean el agente causal de lo que se llama COVID-19".

El Dr. Alexov declaró en la entrevista del 13 de mayo que:

"La principal conclusión [de los que participamos en el seminario web del 8 de mayo] fue que las autopsias realizadas en Alemania, Italia, España, Francia y Suecia no muestran que el virus sea mortal".

Añadió esto:

"Lo que todos los patólogos dijeron es que no hay nadie que haya muerto por el coronavirus. Lo repetiré: nadie ha muerto por el coronavirus".

El Dr. Alexov también observó que no hay pruebas en las autopsias de que alguien que se considera infectado con el nuevo coronavirus haya muerto sólo por una reacción inflamatoria provocada por el virus (que se presenta como neumonía intersticial) en lugar de por otras enfermedades potencialmente mortales.

Otra revelación suya es que: "Necesitamos ver essactamente cómo la ley se ocupará de la inmunización y de esa vacuna de la que todos hablamos, porque estoy seguro de que [actualmente] no es posible crear una vacuna contra el COVID. No estoy seguro de qué es essactamente lo que Bill Gates está haciendo con sus laboratorios, ¿es realmente una vacuna lo que está produciendo, o algo más?"

Como se ha señalado anteriormente, la incapacidad de identificar anticuerpos monoclonales para el virus sugiere que no hay base para que las vacunas, las pruebas serológicas y los certificados de inmunidad se estiendan por todo el mundo a una velocidad y un costo sin precedentes. De hecho, no hay pruebas sólidas de que el virus essista.

El Dr. Alexov dijo cosas aún más importantes. Por ejemplo, señaló que, a diferencia de la gripe estacional, no se ha demostrado que el SARS-CoV-2 mate a los jóvenes:

"[Con la gripe] podemos encontrar un virus que puede hacer que una persona joven muera sin que haya ninguna otra enfermedad presente [...] En otras palabras, la infección por coronavirus es una infección que no conduce a la muerte. Y la gripe puede llevar a la muerte".

(Se ha informado de enfermedades graves, como la enfermedad de Kawasaki y los accidentes cerebrovasculares en jóvenes que se consideraban infectados por el nuevo coronavirus. Sin embargo, la mayoría de los documentos publicados sobre estos casos son muy breves e incluyen sólo uno o un pequeño puñado de pacientes. Además, los comentaristas de los trabajos señalan que es imposible determinar el papel del virus porque los autores de los trabajos no controlaron suficientemente, si es que lo hicieron, los otros factores entrecruzados. Lo más probable es que las muertes de niños atribuidas al COVID-19 sean, de hecho, por múltiples fallos de órganos resultantes de la combinación del cóctel de medicamentos y la ventilación a la que estos niños están sometidos).

Por lo tanto, el Dr. Alexov afirmó que:

"La OMS está creando un caos mundial, sin hechos reales detrás de lo que están diciendo."

Entre las innumerables formas en que la OMS está creando ese caos es prohibiendo casi todas las autopsias de personas que se considera que han muerto a causa de COVID-19. Como resultado, informó el Dr. Alexov, hasta el 13 de mayo sólo se habían realizado tres autopsias de este tipo en Bulgaria.

Además, la OMS está ordenando que en todas las personas que se dice que están infectadas con el nuevo coronavirus y que posteriormente mueren, debe atribuirse su muerte al COVID-19.

"Eso es bastante estresante para nosotros, y para mí en particular, porque tenemos protocolos y procedimientos que debemos utilizar", dijo al Dr. Katsarov. "... Un patólogo dentro de 100 años dirá: '¡Oye, esos patólogos no sabían lo que hacían [cuando dijeron que la causa de la muerte era COVID-19]!'. Así que tenemos que ser muy estrictos con nuestros diagnósticos, porque podrían someterse a prueba; podrían ser revisados de nuevo más tarde."

El Dr. Alexov declaró que los patólogos de varios países de Europa, así como de China, Australia y Canadá, se resisten firmemente a la presión que se ejerce sobre ellos para que atribuyan las muertes solamente al COVID-19:

Estoy muy triste por que tengamos que seguir las instrucciones [de la OMS] sin siquiera pensar en ellas. Pero en Alemania, Francia, Italia e Inglaterra están empezando a pensar que no deberíamos seguir a la OMS tan estrictamente, y que cuando estamos escribiendo la causa de la muerte deberíamos tener alguna patología [resultados que lo respalden] y deberíamos seguir el protocolo. [Eso es porque] cuando decimos algo tenemos que ser capaces de probarlo."

(Añadió que las autopsias podrían haber ayudado a confirmar o refutar la teoría de que muchas de las personas que se consideraban muertas por COVID-19 en Italia habían recibido previamente la vacuna contra la gripe H1N1. Porque, como señaló, la vacuna suprime el sistema inmunológico de los adultos y, por lo tanto, puede haber contribuido significativamente a sus muertes al hacerlos mucho más susceptibles a la infección).

Los doctores Alexov y Katsarov coincidieron en que otro aspecto del caos causado por la OMS y de sus fatales consecuencias es que es probable que muchas personas mueran pronto de enfermedades como cáncer, porque los encierros, combinados con haber dejado vacíos los hospitales (aparentemente para hacer sitio a los pacientes de COVID-19), detuvieron todos los procedimientos y tratamientos menos los más urgentes.

También observaron que estas enfermedades se están essacerbando por el miedo y el caos que rodea al COVID-19.

"Sabemos que el estrés suprime significativamente el sistema inmunológico, por lo que realmente puedo afirmar al 200% que todas las enfermedades crónicas serán más severas y más agudas per se. Específicamente el carcinoma in situ - más del 50% de éstas se van a volver más invasivas [...] Así que diré que esta epidemia no es tanto una epidemia del virus, sino una epidemia que consiste en meter a la gente mucho miedo y estrés".

Además, el Dr. Alexov, como otro resultado directo y grave del pánico de la pandemia, ha planteado que muchas personas están perdiendo la fe en los médicos.

"Porque en mi opinión el coronavirus no es tan peligroso, y ¿cómo va a confiar la gente en que yo haga mi trabajo con la patología del cáncer, gran parte del cual también está relacionada con los virus? Pero nadie habla de eso".

Nosotros le hemos enviado por mail varias preguntas al Dr. Alexov, entre las que se incluían por qué cree que es imposible crear una vacuna contra el COVID-19.

No ha respondido a las preguntas directamente. En lugar de eso ha respondido:

"Querido Patrick: Gracias por tu email y por el reportaje.
Acepto al 1000% toda la información. Añadiendo que la OMS dijo que los muertos con COVI19 no necesitan autopsia: ¿Por qué?
Con el pequeño número de autopsias que hemos hecho en Europa se ve claramente. Nadie ha muerto por COVID-19. Nosotros dijimos los más probable con COVID-19.
Lo que creo es que la OMS es la mejor organización médica criminal.
Saludos
Dr. St. Alexov MD
Jefe del Departamento de Histopatología."


También enviamos un correo electrónico a cinco colegas del Dr. Alexov en la ESP pidiéndoles que confirmen las revelaciones del Dr. Alexov. Llamamos por teléfono a dos de ellos. Ninguno respondió.

¿Por qué el Dr. Alexov o sus cinco colegas no respondieron a nuestras preguntas?

Dudamos que se deba a la falta de conocimiento del inglés.

Es más probable que sea por la presión a los patólogos para seguir las directivas de la OMS y no hablar en público. (Y, además, los departamentos de patología dependen de los gobiernos para su financiación.)

Sin embargo, patólogos como los doctores Alexov y Püschel parecen estar dispuestos a salir y decir que nadie ha muerto por una infección de un nuevo coronavirus.

Tal vez sea porque los registros y la reputación de los patólogos se basan en pruebas físicas sólidas y no en la interpretación subjetiva de las pruebas, los signos y los síntomas. Y no hay pruebas físicas sólidas de que el COVID-19 sea mortal.



Rosemary Frei tiene una maestría en biología molecular de la Facultad de Medicina de la Universidad de Calgary, fue redactora médica y periodista independiente durante 22 años y ahora es periodista de investigación independiente. Puedes ver su entrevista del 15 de junio en The Corbett Report, leer sus otros artículos Off-Guardian y leerla en Twitter

Patrick Corbett es un escritor, productor, director y editor jubilado que ha trabajado para todas las grandes cadenas de Canadá y los EE.UU., escepto para Fox. Sus créditos periodísticos incluyen Dateline NBC, W-5 de CTV y la unidad de documentales de CTV donde escribió y dirigió "Children's Hospital", la primera producción canadiense nominada a un Emmy Internacional. Puedes leer a Patrick en Twitter

Aquí están las entradas más nuevas de Contra el Encierro.



Presentación Recientes Por tema Importantes Testimonios vacuna Contacto